New Muslims APP

La esclavitud en el Islam: desmitificando el mito

Dice el Hadiz que aquellos en situación de esclavitud que hace la oración junto a vosotros son vuestros hermanos.
Dice el Hadiz que aquellos en situación de esclavitud que hace la oración junto a vosotros son vuestros hermanos.
Dice el Hadiz que aquellos en situación de esclavitud que hace la oración junto a vosotros son vuestros hermanos.

Dice el Hadiz que aquellos en situación de esclavitud que hace la oración junto a vosotros son vuestros hermanos.

Por: Redacción

El lugar esclavitud dentro de contexto islámico es un tema muy debatido. Baste con decir que, como veremos a continuación, una correcta implementación de los principios y juicios legales dentro del Islam aseguraría la desaparición gradual de la esclavitud. Para entender el porque de esta forma gradual (tengamos en cuenta que en occidente la esclavitud no se abolió totalmente hasta 1927, con la Convención sobre la esclavitud de las Naciones Unidas) hemos de tener en cuenta el contexto histórico en el que el Islam se hizo descender.

Respecto a la igualdad de los hombres el Corán dice:

¡Oh, humanos! Os hemos creado a partir de un hombre [Adán] y una mujer [Eva], y [de su descendencia] os congregamos en pueblos y tribus para que os conozcáis unos a otros. En verdad, el más honrado de vosotros ante Allah es el más piadoso. Ciertamente Allah es Omnisciente y está bien informado de lo que hacéis.  (Los Aposentos, 49:13)

El Profeta Muhammad, por citar solo un par de sus dichos dijo:

“…Obedeced a mi sucesor, aunque sea un esclavo de Abisinia» (Al Bujari)

“No entrará en el paraíso quie trate mal a sus esclavos”. Los Sahabas (compañeros) dijeron: “Oh Mensajero de Allah, ¿No nos has dicho que habrá muchos huérfanos y escalvos entre tus discípulos?”. Él respondió: “Sí; ser amables con ellos como con vuestros propios hijos, y dárles de comer de lo que coméis vosotros. Los esclavos que hacen sus oraciones son vuestros hermanos”. (Al Bujari)

También dijo:

«Hay tres categorías de gente sobre las que yo seré su testigo en contra en el Día del Juicio. De estas tres una es quien esclaviza a una persona libre, luego la vende y se come (se beneficia) de esto». (Al Bujari)

La primera llamada a la oración en la mezquita de Quba, construída por el Profeta Muhammad, fue dada por Bilal, en ex-esclavo negro liberado por el Profeta, en el 622. En los Estados Unidos, todavía en 1857, la Corte Suprema declaró que el esclavo Dred Scott no podía reclamar por su libertad porque no era una persona, sino propiedad.

Los siguientes párrafos están basados en un extracto del libro Unveiling Islam de Roger Du Pasquier.

Hemos de ser conscientes de que el Islam ha tolerado la esclavitud pero nunca la ha aprobado, y que todas sus enseñanzas y prescripciones respecto a esto están enfocadas a aliviar esta en la medida de lo posible a  corto plazo, y a largo plazo conducir a su progresiva eliminación. La abolición de la esclavitud hubiese sido imposible en un mundo en el que todos los estados que bordeaban el nuevos estado musulmán la practicaban y en los que la idea de cuestionar el principio no se le había ocurrido a nadie. Era costumbre hacer esclavos a los prisioneros de guerra, cuando estos no eran masacrados directamente, y el nuevo estado musulmán se hubiese puesto en una gran desventaja para con sus enemigos sino hubiese reciprocado estas medidas, aunque legalizadas y humanizadas. Al garantizarles un trato humano y varias posibilidades de liberarse más adelante, aseguró que un gran número de combatientes de los ejércitos enemigos prefiriesen ser cautivos de los musulmanes a morir en el campo de batalla.

Debe de quedar muy claro que la esclavitud practicada por los musulmanes en  aquel momento no puede compararse y no tenía nada que ver con la practicada, por ejemplo, en Occidente. La legislación islámica obliga a que los poseedores de los esclavos sigan una serie de obligaciones precisas, la primera de la cuales es el derecho a la vida de la persona en el estado de esclavitud, por lo que el asesinato de una esclavo era castigado como el de un hombre libre.

Hay muchos otros hadices que definen la posición islámica respecto a esto. El Profeta dijo: “Vuestro esclavos son vuestros hermanos; por lo que quien tenga un hermano que depende de él debe de alimentarle y vestirle de la misma forma que lo hace él mismo; y no debe imponerle cargas que sobrepasan su capacidad, si les pedís que hagan tales cosas, entonces estáis obligados a ayudarles” (Al Bujari). La Sharía toma esta interdicto en consideración cuando define las responsabilidades y obligaciones de quien posee esclavos.

Hay otras enseñanza que incrementa el respeto por la dignidad humana de los esclavos: “Que ninguno de vosotros diga: ‘Este hombre o esta mujer es mi esclavo’. Sino que ha de decir: ‘Este es mi hombre y esta es mi mujer’”. Esto pone de relieve el carácter provisional de los lazos sociales y de la autoridad ejercida por quien posee un esclavo sobre estos. De acuerdo a la creencia en el decreto en el Islam los musulmanes saben que es posible que Dios os haya hecho responsables de algún esclavo, pero, si hubiese querido, igualmente os podría haber hecho sus esclavos. 

El liberar a un esclavo siempre se ha considerado uno de los actos con más mérito de todos, y muchos pasajes del Corán lo recomiendan e incluso lo ordenan, particularmente como un medio de expiar las faltas graves. La legislación tradicional establece los métodos para la liberación voluntaria de estos por su poseedores, y fueron muchos los musulmanes que lo hacían, especialmente al final de sus vidas, para no morir y presentarse ante Dios sin haber dado una libertad completa a los seres humanos puesto bajo su cuidado en la vida terrenal.

Además, los esclavos tenían la posibilidad de comprar su propia libertad por iniciativa propia sin esperar a la buena voluntad de sus señores. El procedimiento conocido como mukataba les permitía compara su libertad con lo ahorrado de su trabajo, y lo que el Estado solía ayudar con fuertes sumas, algo a lo que los dueños no si podían oponer. Al contrario que bajo la Ley Romana, los esclavos no esta privados de ejercer sus derechos legales frente a un juez y de ir a juicio contra sus dueños en cualquie tipo de caso de maltrato.

Además de la esclavitud doméstica, que solía estar unida a una relación familiar, también existía una forma de esclavitud militar, que era frecuente entre príncipes que necesitaban reclutas, especialmente para sus guardias personales. Esta situación tenía el efecto de conferir una influencia y poder considerables a hombres origen o condición servil, y, algunos de estos se convirtieron en fundadores de ilustres dinastías tal y como los Tulunids y los Mamelukos de Egipto.

Gracias a los estrictos controles que siempre ha regulado esta práctica en el Islam, sería difícil negar que las condiciones sociales de los esclavos eran notoriamente humanas en los tiempos de las grandes civilizaciones musulmanas, y que aún más, estas estaban en conformidad con el espíritu igualitario del Islam, el cual, en un Hadiz, nos enseña que la más baja de las personas es mejor que el más noble de los Quraish, si su creencia es más fuerte.

Hemos como el Islam reguló y humanizó una situación que no lo estaba para dar derechos a una gente que nos los tenía en ningún lugar del mundo en ese momento. Está era la solución a corto plazo. A largo plazo, por los interdictos y las regulaciones aplicables de la Sharia, la esclavitud hubiese sido virtualmente abolida. Esto es demostrable en que el principio del siglo XX, cuando en Occidente se debatía sobre como abolir la esclavitud (recordemos una vez más que esto no fue finalmente legislado haste 1925) en el mundo islámico esta había desaparecido casi por completo.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Cargando...

Deja una respuesta


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.